Psicología deportiva en fútbol: la clave del rendimiento

¿Se practica mucho el coaching en el fútbol? Como en muchos otros deportes de equipo, la gente (tanto atletas como deportistas) no suelen dedicarle demasiado tiempo al coaching, ni siquiera como opción en la toma de decisiones.

¿Y eso por qué? Porque lo ven como un signo de debilidad. Sin embargo, tiene un montón de ventajas, como se detalla en el artículo sobre coach deportivo.

Recuerdo que en mi época, me llevó meses decidirme a ver a uno. Creía que acudir a un coach deportivo era muestra de debilidad cuando es todo lo contrario: Reconocer que necesitas ayuda es señal de fuerza e inteligencia.

Lo primero es lo primero; tratamos la mente y luego el cuerpo seguirá. Pero aquí entre nosotros, esto se pasa por alto con demasiada frecuencia.

Somos humanos después de todo. Nunca vamos a alcanzar ese resultado esperado si:

  • No estamos sintonizados con el resultado que deseamos manifestar.
  • Aunque entrenemos todos los días sin falta.

Venga, veamos juntos en este artículo para qué sirve realmente el coaching deportivo en el fútbol y cómo puede ayudarte a lograr tu objetivo.

¿Por qué deberías pensar en entrenar tu mente para el fútbol?

¿Inculcar la visualización positiva?

La visualización positiva se enseña en muchas formaciones de desarrollo personal para la salud mental y coaching convencional. La gente nos vende un mundo en el que se debe pensar positivamente.

Pero, aquí va a la realidad: eso es imposible. Imagínate un imán; tiene dos polos, uno positivo (+) y otro negativo (-). Decir que solo te gusta el lado positivo del imán es como decir que no te gusta el imán entero.

Y si realmente lo quieres por completo, aceptas ambos lados (el bueno y el malo). Siempre andar pensando únicamente en cosas bonitas simplemente no es factible.

Al hacerlo:

  • Te volverás adicto a ver sólo una cara;
  • Y rechazarás la otra completamente.
Ahora bien, donde la cosa se pone interesante con esto de visualizar cosas buenas es cuando:
  • Realmente sueñas con un objetivo simple que deseas alcanzar;
  • Y estás listo para abrazar los retos y apoyos necesarios (vamos, los dos polos).

Además, está perfecto admitir como futbolista esos días en los cuales piensas:

  • «Ya estoy harto»;
  • «Necesito tomarme un respiro».

Optimizar el rendimiento de un jugador o una jugadora de fútbol

¿Se practica mucho el coaching en el fútbol? Como en muchos otros deportes de equipo, la gente (tanto atletas como deportistas) no suelen dedicarle demasiado tiempo al coaching en la toma de decisiones.

¿Y eso por qué? Porque lo ven como un signo de debilidad para el equipo y de manera individual. Sin embargo, tiene un montón de ventajas para lograr ese objetivo deseado, como se detalla en el artículo sobre coach deportivo.

Recuerdo que en mi tiempo, me llevó meses decidirme a ver a uno. Creía que acudir a un coach deportivo era muestra de debilidad cuando es todo lo contrario: Reconocer que necesitas ayuda es señal de fuerza e inteligencia.

Lo primero es lo primero; tratamos la mente y luego el cuerpo seguirá. Pero aquí entre nosotros, esto se pasa por alto demasiado a menudo.

Somos humanos después de todo. Nunca vamos a alcanzar ese objetivo esperado si:

  • No estamos sintonizados con el resultado que deseamos manifestar.
  • Aunque entrenemos todos los días sin falta como futbolista individualmente o en equipo.

Venga, veamos juntos en este artículo para qué sirve realmente el coaching deportivo en el fútbol.

¿Cómo manejar mejor esos períodos de lesiones?

Como futbolista a veces toca enfrentarse a lesiones difíciles de sobrellevar. Las ganas locas de volver pronto al equipo pueden impulsarte a decisiones poco acertadas. Si no captas el mensaje detrás del percance físico… pues corres riesgo de volver a lesionarte y poner el objetivo más lejos.

Y ahí te verás envuelto en:

  • remordimientos;
  • frustración;
  • e ira por estar lesionado.

Sin embargo, todo será diferente si optas por la despolarización y el programa «Identidad Ganadora» de la Academia del Alto Rendimiento.

Hemos tenido algún que otro futbolista y deportistas lesionados que han logrado grandes regresos porque:

  • supieron conectar los puntos,
  • encontraron orden dentro del caos aparente.

Además descubrieron:

  • cómo esa lesión les ayudó a avanzar,
  • cuál era el mensaje oculto tras ella.

Así consiguieron retomar su actividad deportiva sacando provecho incluso de sus derrotas pasadas diciendo adiós al típico “hubiera sido mejor si nunca me hubiese lesionado”.

¿Reforzar la confianza en sí mismo?

Futbolista golpeando el balón hacia la portería.

 

La confianza en uno mismo se fortalece a través de las despolarizaciones clásicas e inversas. Vamos a descubrir que cada uno de nosotros tiene todos los rasgos de carácter dentro. Así entramos en la esencia misma de tener confianza, que literalmente significa con (cum) fe (fidence).

Con la ayuda de la despolarización vas a conseguir:

  • Confiar en ti mismo.
  • Saber quién eres,
  • Y no necesitar más pruebas para ello.

Y como por arte de magia, tu autoconfianza va subiendo sin parar. Pero hay más: vas a equilibrar tus percepciones sobre todos los aspectos de tu vida.

Solo entonces empezarás a desarrollar una especie de confianza ciega en la vida. Llegando al punto donde estarás convencido(a) que pase lo que pase, será perfecto.

Una ilustración de la confianza en uno mismo con un atleta

Un lunes por la noche estaba entrenando precisamente a una deportista cuando dijo algo interesante: «con la suerte que tengo yo, eso jamás me podría pasar».

Dejamos ese comentario aparte y seguimos con el acompañamiento como si nada. Al final le dije: vamos a hablar un momento.

Entonces nos tomamos un tiempo y apuntamos todas las ocasiones en las que había sentido suerte en su vida. Resultó ser unas buenas quince veces ¡y acabó diciendo: «realmente soy una mujer con suerte»!

Después hicimos un poco de magia. Fuimos atrás para examinar uno esos momentos donde ella sintió no tener suerte alguna. Encontramos cosas positivas hasta ahí.

Así que vio que incluso cuando no tenía suerte, al final, la tenía. Entonces me dijo: «pero en realidad, puedo hacerlo». Creo que la confianza en la vida es aún más poderosa que la confianza en uno mismo.

A fin de cuentas, primero está el conjunto: tu autoconfianza y luego, el nivel de confianza que depositas en los demás.

¿Manejar mejor el estrés?

 

A veces puede que te encuentres compitiendo contra:

  • estrés;
  • angustias;
  • ansiedad;
  • y ese nudo en el estómago.

Por eso mismo escribimos el artículo sobre cómo gestionar la presión en competiciones. Verás, sumergirte en un programa de coaching deportivo avanzado como «la Identidad ganadora» te permitirá:

  1. entender las causas del estrés;
  2. darte cuenta de que está ahí por naturaleza;
  3. perderle el miedo y aprender a manejarlo de manera óptima para lograr tu objetivo.

Así podrás:

  • destacar en competiciones;
  • superar tus propios récords personales;
  • y convertir al estrés en tu aliado, más que una debilidad.
¿Por qué deberías pensar en entrenar tu mente en el fútbol?

  • ¿Inculcar la visualización positiva?
  • ¿Optimizar el rendimiento de un jugador o jugadora de fútbol?
  • ¿Gestionar mejor los periodos de lesiones?

  • ¿Reforzar la confianza en sí mismo?
  • ¿Gestionar mejor el estrés?

¿Cómo se prepara a un futbolista mentalmente?

Desde una perspectiva individual, la cosa va de identificar aquellos rasgos que cada uno de nosotros tiene más marcados. Es como analizar a un jugador de tenis, vamos. De hecho, justamente hablamos sobre esto en nuestro artículo sobre coaching deportivo en el tenis.

Y mirándolo desde el prisma del grupo, sería enseñar las leyes naturales y cómo los valores se reparten equitativamente dentro de un sistema.

Ese «sistema» bien podría ser el cuerpo humano. Tenemos ahí lo simpático y lo parasimpático haciendo de las suyas junto a una familia.

En toda familia hay partículas y antipartículas dando vueltas. Si tienes hermanos seguro te has dado cuenta que tu hermano o tu hermana tienen rasgos totalmente opuestos a los tuyos. A veces esa diferencia choca contigo y te saca de quicio.

Verás que en un equipo y en una sociedad, es lo mismo. Pero la gente no lo entiende porque no se enseña en la escuela. Por eso polarizan y crean juicios. Sin embargo, desde el punto de vista de un equipo, precisamente:

  • verás todas las complementariedades cuando las cargas emocionales se desplomen;
  • y fortalecerás la molécula del equipo para concentrarte en la misión.

Con un jugador, es interesante porque percibía a uno de sus compañeros como arrogante. Y después de recuperar ese rasgo, finalmente vio:

  1. que el otro no es arrogante;
  2. que lo estaba ayudando enormemente a progresar en el campo; y
  3. que sin su compañero, progresaría menos.

Así que ya no hay juicio. Solo hay comprensión y se ven las complementariedades de cada individuo en el equipo. Solo eso mejora naturalmente la cohesión del equipo.

Ten en cuenta que muchos también utilizan las herramientas clásicas para optimizar el potencial en el entrenamiento. Y no está mal, pero tienen sus limitaciones. El artículo técnico sobre la optimización del potencial te dará más detalles.

¿Incorporar comunicación positiva al equipo?

Vamos a partir de la base de que no vamos a intentar imponer nada. Los seres humanos hacemos lo que nos parece. La comunicación positiva es, en realidad, todo un concepto. Quizás te preguntes: «¿Debo acariciar el ego del otro porque me da miedo que se ofenda, cuando en realidad tengo algo importante que decir?»

Pues no, esa no va a ser nuestra estrategia. En cambio, vamos a hacer algo diferente: vamos a despolarizar.

Despolarización para dejar de juzgar a los demás

Árbitro sacando tarjeta roja

 

Vas a descubrir:

  • que cada vez que juzgas a alguien, en realidad te estás juzgando y condenando una parte de ti mismo;
  • y que curiosamente, cuando empiezas a ver los rasgos de carácter de otra manera, dejarás de juzgar al otro.

Así, podrás comunicarte con esa persona de un modo:

  • amable, si tomamos los conceptos sociales;
  • o positivo, fuera de todo juicio.

Pero no vamos a machacarlo.

Te vas a dar cuenta solito que cuando juzgas a alguien, no puedes conectar bien con él. Porque lo que ocurre es esto:

  • tiendes a exagerar
  • y hablarle desde arriba (como diciendo «lo que haces está mal», etc.).

En cambio, comunicarse durante el entrenamiento y fuera se hace mucho más sencillo cuando ves las cosas desde otro punto. Te percatarás entonces:

  • Que lo que la otra persona está haciendo tiene sus propias razones válidas;
  • Y tú mismo actúas de cierta manera bajo ciertas circunstancias porque tienes tus motivos.

Entonces podrías decir algo como:

  • «Oye, lo que pasa aquí creo yo da para reflexionar ¿no? Me encantaría encontrar la forma de mejorar esto».
  • «Si no quieres cambiar nada pues vale pero piensa en las consecuencias… este va ser el precio».
  • «Pero si nos parece bien hacer algún ajuste por aquí y hay buena onda para ello ¡genial! Vamos hacia adelante en esta aventura».

Una despolarización basada en el miedo al rechazo

Cuando te pasas de la raya comparándote con alguien más, a veces terminarás comunicándote mal porque:

  • Te infravaloras;
  • Tienes miedo al rechazo y por eso, no niegas nada.

Y tú sabes que esto va en las dos direcciones. Así que es posible hacer lo siguiente:

  • Una neutralización sobre ese temor al rechazo;
  • O una neutralización sobre esa persona a quien le tienes miedo decir las cosas porque la has colocado en un pedestal.

¿Cómo se afrontan las derrotas y la pérdida de confianza en un equipo?

Chicos con sudor después del entrenamiento

 

A veces, es verdad que cuando te enfrentas a una derrota, después ves la pérdida de confianza y te preguntas:

  • ¿Por qué entreno tanto para obtener estos resultados?
  • ¿Elegí a los jugadores correctos?
  • ¿Estoy en el equipo adecuado?

Cuando esperabas un resultado y no lo obtienes, claro que duele y sin duda pasarás por un bajón. Este momento es normal y cuestionarse también lo es.

Finalmente, la autocrítica y las fases de duda son naturales. No conozco a ningún deportista (incluso de alto nivel) o ser humano que no tenga dudas.

  • La primero hay que aceptar algo: todos tenemos dudas, solo que en diferentes niveles.
  • Lo segundo importante es tomar distancia.

Te tomas tu tiempo:

  • Puede ser 1 hora, un día o una semana;
  • Y luego piensas cuándo vas a meterte de lleno otra vez.

Después, te preguntarás:

  • Preguntarte quién quieres ser con respecto a eso.
  • Despolarizar la derrota viendo todos los beneficios para ti de haber perdido.

Encontrarás que quizás perder así fue lo mejor para ti hoy dado como evolucionarás más adelante y como lo hará a su vez tu rendimiento en el entrenamiento.

Examina si estás culpando a alguien del equipo por la derrota para:

  • Salir de este apuro con una actitud diferente;
  • Y simplemente para ponerte en marcha quitándote ese peso emocional encima.

Mientras queden asuntos pendientes estarás reaccionando en lugar de crear algo nuevo y sano.

Para gestionar mejor estas situaciones de derrota visita también nuestro artículo sobre fracaso deportivo.

¿Cómo mejorar la confianza de un futbolista en sí mismo como coach deportivo?

Antes que nada, vamos a dejar una cosa clara: nunca le diremos «Confía» a los futbolistas ya sea dentro o fuera del campo. Y bueno, tampoco haremos esos ejercicios de coaching para deportistas en la Academia del Alto Rendimiento. Lo que vamos a hacer es seguir al pie de la letra un proceso llamado despolarización, o sea, el programa de Identidad ganadora que consta de:

  1. La despolarización clásica sobre el tema que te molesta;
  2. La despolarización inversa (esto es cuando te das cuenta que lo que admiras en otros también está en ti);
  3. Y todas las demás formas de despolarización.

Después nos vamos a meter con:

  • hacerle focalizar en quién se está convirtiendo tanto dentro como fuera del campo;
  • recordarle constantemente que hoy probablemente no brille tanto como brillará mañana;
  • y abrirle los ojos a esa realidad tan básica y simple del juego como futbolista.

Le vamos diciendo: «Todo esto es lo que te hace crecer así que acepta eso de ser hoy un poco menos campeón de lo que serás mañana».

¡Y así llegamos al final de este artículo!

Aprovecha tu sesión estratégica gratuita en la Academia del Alto Rendimiento para descubrir más sobre la despolarización.

Analizaremos dónde te encuentras ahora, a dónde quieres ir, qué es lo que te impide alcanzarlo por el momento y cómo romper esos bloqueos para conseguirlo.

¡Y recuerda! Lo importante no es lo que haces, sino en quien te conviertes.

Con inspiración,

El equipo de la Academia del Alto Rendimiento.

Referencias

https://www.active.com/soccer/articles/tips-for-mental-soccer-training

https://www.soccerpsychologytips.com/tag/mental-training-in-soccer/

https://www.gftskills.com/how-to-have-mental-toughness-in-soccer/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio